Cultivo de Nabo

Otra gran oferta para sus proyectos agropecuarios es el cultivo de nabo otro integrante del mundo de la horticultura.

El nabo es una planta que pertenece a la familia de las Crucíferas y cuyo nombre botánico es brassica napus, tiene su origen en Europa y Asia Central.

Es una planta bianual, aunque su cultivo se reduce a un solo año. Su ciclo biológico es de 50 – 60 días para variedades tempranas y de 70 – 100 días para variedades tardías.

Las semillas son de color oscuro y de forma redondeada, con una capacidad de germinación de 4 – 5 años.
Cultivo de nabo en el mundo

Su sistema radicular esta engrosando y varia entre el blanco y el rojo.
Según la forma, se pueden dividir en diversos grupos de variedades:
Variedades alargada o cilíndrica:
Virtudes – Nantais
Mantillo – Nantés raza Candía
Fuencarral
Variedad globular y aplanada:
Bola de nieve – Redondo negro
Rojo de Milán – De Nancy
Bola de oro Shongoin
Just right – Supertop bency

Blanco Redondo – Ping pong
Exigencias de la planta
Clima y temperatura. Requiere un clima fresco y húmedo.
Las altas temperaturas de verano le afectan negativamente.
Existen algunas variedades que toleran heladas, siempre que sean ligeras.
Agua. Es una planta exigente en agua. Uno de los efectos de la sequia es la prematura subida de la flor.
Suelo. Requiere una textura media y buen drenaje. No tolera los suelos encharcados, pero si fresco y con una buena retención de agua.
El pH aconsejado para el suelo es de 6 – 6,9. Los suelos excesivamente calizos producen raíces de sabor y de textura fibrosa.

Extracciones del suelo. La extracción por hectárea de la planta de nabo es de:
100 Kg de N
60 Kg de P2O2
100 Kg de K2O
Abonado. Es sensible a las aportaciones recientes de estiércol. Es aconsejable incorporarlo en el cultivo anterior.

Abono de fondo por hectárea:
40 Kg de N
128 Kg de P2O5
164 Kg de K2O

Abono de cobertura por hectárea: 75 Kg de N
Carencias. Es sensible a la falta de boro.

Preparación del suelo y siembra
El nabo necesita suelos esponjosos. Se realiza una labor en profundidad, seguida de un pase de retovator para desmenuzar bien l suelo.
Una vez trabajando el terreno, se harán surcos con una distancia de 30 – 40 cm entre si.
La siembra se practicara a finales de verano/principios de otoño, o bien en primavera, dependiendo de la época de recolección deseada.
La profundidad de colocación de la semilla es de 2 – 3 cm y el sistema mas utilizado es el chorrillo.

Técnicas de cultivo y recolección
Aclareo. La distancia entre plantas oscila entre 10 y 25 cm.
Escardas. La eliminación de malas hierbas puede realizarse manualmente o con herbicidas selectivos.
Aporcado. Practica realizada principalmente para evitar heladas.
Carencias de boro, provoca podredumbre en el interior de la raíz hasta llegar a su total descomposición.



Términos relacionados:



Artículos similares:


Etiquetas: , , , ,



Escribir un comentario