DINAMO AVERIAS Y COMPROBACIONES EN EL MOTOR DEL TRACTOR

Dinamo averías y comprobaciones en el motor del tractor
Entre los diversos problemas en maquinaria agrícola las averías, solución y comprobación del dinamo en motor del tractor, es importante conocer y saber detectar las posibles fallas de la parte eléctrica indispensable en su unidad motriz.

Escobillas gastadas: El roce del colector sobre las escobillas y las chispas que entre los dos saltan, produce un desgaste en las mismas, llegando incluso a no tocar sobre el colector y en tal caso no se saca la corriente producido en el inducido.

Cuando esto ocurra, se procederá a poner escobillas nuevas, que serán de las mismas características que las que se retiraron, fijándose bien al colocarlas que deslice sobre la guía con facilidad, para evitar que se queden agarradas y no presionen sobre el colector.

Se procederá en principio aflojando el tornillo que sujeta al terminal de la escobilla y después levantando el muelle, se tirara del terminal para sacar la escobilla vieja.

Para colocar la nueva se procederá a la inversa, o sea levantando el muelle, se mete la escobilla y se pone el terminal en el sitio correspondiente, esta operación se hará para cambiar la otra escobilla.

Hay que tener en cuenta que una de las escobillas va unidad a masa o sea el porta – escobillas, pero la otra debe ir aislada con respecto al porta – escobillas

Colector sucio: El colector suele ensuciarse exteriormente por el roce de las escobillas y las chispas y entre las ranuras de las láminas de cobre por los residuos del desgaste de las escobillas.

La suciedad exterior impide el buen contacto de las escobillas sobre el colector y la suciedad entre las láminas de cobre hace que estas se comuniquen unas con otras.

Para solucionar estas averías se procederá primero frotando con papel de lija el colector de una forma uniforme en toda la superficie, y si observamos que el roce de las escobillas lo desgastado en exceso marcara un canal en el, se le dará una ligera pasada en el torno para que quede completamente cilíndrico.

Si el inducido y el colector están bien aislados la lámpara no lucirá, pero si brilla es señal de que algunas de sus bobinas o el colector esta comunicado a masa y por ahí se escapara la corriente sin poderla utilizar.

Bobinas del inducido cortadas: Las bobinas van conectadas unas con otras, cuando una conexión falla las bocinas quedan cortadas y el inducido deja funcionar correctamente.

Para comprobarlo tocaremos con uno de los terminales de prueba de la lámpara en serie sobre la lámina de cobre y con el otro iremos tocando una sobre las demás, debiendo brillar la lámpara en todas las posiciones si el inducido esta bien.

Bobinas inductoras cortadas o comunicadas en masa: Por las bobinas inductoras tiene que pasar la corriente para ala creación del camp magnético del electroimán.

Las bobinas inductoras como es lógico tendrán un principio y un final, tocando con la lámpara en serien el principio y en el final de la misma.

Una vez realizada esta operación se procederá a limpiar las ranuras entre las láminas de cobre con una hoja de sierra adaptada ala ancho de las ranuras, hasta que quede eliminada pero sin profundizar en exceso, pues se puede dañar el aislante.

¿Te gustó el contenido?


Términos relacionados:

Escrito por Wil, el 13 septiembre, 2013.


¿Que opinas? escribe un comentario :)